vecinas

La fórmula del amor

Posted on Actualizado enn

¡Hola, amigos! A pesar del título, el relato que hoy les traigo no es exactamente un relato romántico. No van a leer los avatares de una pareja enamorada. Van a leer una historia de chismes, quizás de envidia, pero en la que el humor salva a la persona agraviada y veremos qué hace con la chismosa. ¿No es cierto que los chismes son moneda corriente? No nos libramos de ellos ni aún manteniendo el perfil más bajo. Pero sí, al final, se encontrarán con algo sumamente bello y poético que nos regala la ciencia. Porque pensar en ciencia no significa olvidar los sentimientos. Los dejo con la historia, y espero que les cause una sonrisa.

Imagen de Internet

Leer el resto de esta entrada »

De vecinas, de virus y de alas

Posted on Actualizado enn

¡Hola! En este día especial vengo a contarles sobre una novela que iré subiendo por capítulos cada quince días. Se trata de una historia un poco loca o debería decir que los personajes son un poco locos. Pero son locos lindos que han tenido que enfrentarse como han podido a momentos difíciles y únicos en medio de la pandemia. Debo decir, también, que se trata de una historia esperanzada, porque apela a lo mejor que pueden dar las personas cuando los tiempos son complicados. Tampoco debería omitir que hay algo de real en todo esto. No porque los hechos vividos por los personajes tengan algo de reales, sino porque algunas cosas han pasado y algunos se podrán identificar con ellas. Espero que estas líneas que les comparto, ayuden a soportar lo que falta para salir de la pandemia.

Retratos -Las vecinas ruidosas

Posted on Actualizado enn

el 70% de los problemas que se viven en las comunidades de propietarios vienen provocados por el ruidoLas ruidosas son dos que valen por diez. Son pibas que están de paso en la pensión.

Vinieron del interior a estudiar y necesitan un lugar donde dormir y recibir a sus compañeras. Se las ve pasar juntas a la cocina como si tuvieran un hilo que las une. Andan con el termo del mate bajo el brazo todo el tiempo. Y se “engancharon” del cable con tanta habilidad que nadie lo notó. Leer el resto de esta entrada »