Consulta a Madame Santal nro. 2: Dulcinea del Amargo – Lluvia

Posted on Actualizado enn

Hola, amigos.

Por uno de esos azares de la vida, con mi anterior entrada me salteé esta que transcribo a continuación. Espero no volver a hacer lío. Tal vez unas vacaciones ayuden.

Lluvia

Mi estimadísima y graciosísima Madame Santal:

Me alegra contarle que, después de poner en práctica su receta completa, debo reconocer que he logrado un cuerpo espigado (lleno de harinas y con barbas largas). No, es un chiste. Su receta funcionó a las mil maravillas. No tengo claro si como te ves, te sientes o como te sientes, te ves, pero la labor no ha sido en vano ya que, a poco de lograr la silueta de sirena que ansiaba, una invitación me ha llovido. Y digo llovido porque, desde el mismísimo momento en que la recibí, no ha parado de enviar San Pedro lluvias, tormentas, rayos, truenos, sapos y culebras.

La invitación que con tanta satisfacción he recibido puede malograrse en cualquier momento debido al cambio climático. Pero no se asuste mi estimada, no le voy a pedir que me ayude a cerrar el agujero de ozono. Que lo haría si no supiera que esas son cosas para un batallón de brujos. Lo que le voy a pedir es algo más mundano, que no por eso deja de ser importante para los felices tórtolos que ansían festejar su unión. Ayúdeme, Madame Santal, a conjurar la lluvia para que siga camino hacia otro lado, al menos para tener la fiesta en paz y poder hacer el trencito del cha cha cha sin meternos en el barro. Ya intenté con varias recetas de la abuela a saber: enterré un cuchillo en el jardín, hice una cruz de sal al costado de la puerta y puse huevos en todos los rincones de la casa para Santa Clara que seca y que aclara. Pero nada… Le digo más, sabiendo que los indios sioux tienen un ritual para hacer llover yo razoné que, invirtiendo el ritual, podría conseguir el efecto contrario. Así que eso hice, en lugar de girar alrededor de la fogata en sentido de las agujas del reloj, lo hice para el otro lado y las letras de la canción ritual las pronuncié en reversa también, con lo que surgió una letra escondida que no estoy segura si servirá para que seque o para que aparezca el diablo:

SONAM  SUS  ED  SAIVULL  NEIVNE  OYAR  LED  SOID  ONEURT  LED  SOID

Con todo, nada ha mejorado y ante la inminencia de tener que cambiar el vestido de fiesta por un piloto de pescador le hago llegar este pedido glu glu glu.

Mis afectuosísimos saludos, Madame.

Respuesta para Dulcinea del Amargo:

Mi estimadísima clienta doña Dulcinea del Amargo, le aseguro que me ha dejado ojiplática completamente, pues no contaba con esas barbas tan largas, que le han crecido después de realizar el hechizo, que le recomendé en su anterior visita, seguramente es cosa del espíritu malvado del médico brujo, pues todavía no se ha dado por vencido el mal nacido.
Por lo que me cuenta, a partir de recibir la invitación se halla sitiada por la lluvia, arriba en zambullida, abajo diluida, a la derecha arremetida y a la izquierda un cero patatero en el bote del barquero… ¡Esto no puede seguir así!, que como la pierda de vista se me escurre por el agujero del fegadero y a ver quien es el desatascador que la desatasca y la saca de ahí…  Además este santo varón, según me han contado los que llegan al umbral de su puerta, le ha cogido el tranquillo al «cambio climático», con lo cual se repampinfla si se pasa de la raya con los truenos, tormentas o incluso diluvios, yo creo que lo que pretende es crear expectación allá arriba y que le lluevan aplausos por parte de sus otros colegas santurrones.

Al espíritu del malvado brujo ahora se le ha aliado este otro pillo, San Pedrillo el célebre sereno del reino etéreo celéreo, con lo que voy a vérmelas con dos pesos pesados alados… ¡qué contradicción con apósito permeable y sin variable! En fin, Benjamín, me pongo en su lugar y me da mucha pena, que esos pobres tortolitos haciendo gorgoritos con sus lindos piquitos, no puedan festejar su unión con emoción y revolcón incluido, por lo que trataré de ayudarle.

¡Interesante, muy interesante, esa frase en reversa que me anota al final! porque no hay quien gane en esos saberes atávicos a los sabios indios sioux, tan familiarizados con los elementos de la naturaleza y sus ocultos poderes.

Teniendo en cuenta, que los indígenas hablan con el viento y la lluvia y los sioux conocen la canción exacta para cada ritual, la aconsejo pasar una noche de luna llena con el jefe de la tribu, para que le enseñe a pronunciar  en el sentido correcto la frase, pues dista mucho pronunciarla en lengua profana a decirla en el correcto lenguaje primigenio y ya ni se imagina la que se puede armar, si la dice en el sentido equivocado, de modo que viaje hasta el poblado sioux más próximo a su residencia y para que la reciba el jefe debe entregarle los siguientes regalos:

1º.- Tabaco de pipa mezclado con hojas de manzanilla, sauce y virutas de cedro.
2º.- Colmillos de tigre leonado algo alocado, abalorios disuasorios, huesos de urraca flaca y plumas de águila pálida, con los que debe confeccionar un collar.
3º.- Un tocado con pelo salado y a ser posible de erizo primerizo.
4º.- Mocasines con campanillas y cascabeles de plata, pero no de la que cagó la gata.

Si encandila al jefe indio con sus presentes y le invita a fumar la pipa de la paz, entonces dése por muy satisfecha y aprenda de corrido la canción para detener la lluvia y que salga el sol.

Bendecidos saludos y mucha suerte.

 

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s